La importancia de la fecha de vencimiento en las facturas

Tabla de contenidos

[vc_row][vc_column][vc_column_text]Un aspecto al que no se le da demasiada importancia a la hora de emitir una factura es la fecha de vencimiento. Normalmente, asumimos que nuestros clientes van a acabar pagando más pronto que tarde, y tampoco tenemos mucha prisa en recibir los fondos en nuestra cuenta corriente. Sin embargo, se trata de un aspecto esencial que nos puede sacar de muchos apuros económicos.

Qué es la fecha de vencimiento

La fecha de vencimiento no es más que la fecha límite para el cobro. Es decir, es la fecha que nosotros indicamos al cliente para que este emita el pago. Se suele poner como una fecha concreta (por ejemplo, 11 de noviembre de 2018), o bien a cuántos días permitimos al cliente emitir ese pago (normalmente, a 30 o 60 días).[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][templatera id=”1711″][vc_column_text]En algunos casos, las condiciones de pago son bastante más complejas, ya que en ocasiones las empresas establecen dos ventanas de pagos o cobros para no poner en riesgo su tesorería. Por ejemplo, existen fechas de vencimientos en las que, aunque se indica explícitamente que tiene que realizarse el pago a 60 días, también se fija el día 15 para realizarlas, de modo que, en la práctica, supone más prórroga para el cliente.

Cómo no fijar la fecha de vencimiento

Aunque normalmente la fecha de vencimiento suele estar bastante clara en las condiciones de la factura, en ocasiones puede acarrear problemas. Algunos de los casos que debes vigilar son:

  • Evitar las ambigüedades, sin caer en expresiones como “tantos días vista”, “primer día hábil”, “fin de mes” y un largo etcétera que se caracteriza por su falta de precisión.
  • Cuidado con los días festivos y fines de semana, pues si la fecha de vencimiento cae en un día no hábil se abonará con varios días de retraso.
  • Cuidado con las facturas en diciembre, porque hay algunas empresas que dejan de pagar en los días cercanos a fin de año por cerrar el año fiscal.
  • ¿Y qué pasa si hemos propuesto una fecha de vencimiento el día 31? Que hay meses que tienen 30 y 28 días, de modo que tiene que quedar claro que se refiere al último día de mes.

Más importante de lo que crees

La fecha de vencimiento facilita la apertura de procesos judiciales en caso de morosidad por parte del cliente. En el momento en el que se incumpla la fecha de vencimiento, se podrá abrir un proceso monitorio en caso de deuda no cobrada que servirá para reclamar los intereses de demora correspondientes.

A nivel interno, además, permite conocer cuál es el estado financiero real de la sociedad con el fin de establecer las medidas necesarias para no poner en riesgo su viabilidad. De hecho, esta es la razón por la que se suelen fijar varias ventanas de liquidez, con el fin de establecer un control más exhaustivo de las finanzas empresariales.

En definitiva, detallar de forma clara la fecha de vencimiento es muy importante porque, por un lado, puede ayudarnos a nivel legal y, por otra, sirve para mostrar cuál es la situación de la empresa en un momento determinado.

Desde Club de la Pyme ofrecemos asesoramiento para autónomos. Contacta con nosotros.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Artículos Relacionados

One Response

  1. Los Servicios como Antel y Ute envían sus facturas con fechas de vencimiento 24 y 18 de cada mes..respectivamente.. Ni activos ni jubilados cobramos a ésa altura del mes. Está todo calculado por cada empresa, para que se recaude por multas y moras un monto considerable.? Es éso así..?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *